Mano

EL LECTOR BIOMÉTRICO DE MANO es un dispositivo de identificación biométrica el cual utiliza la imagen tridimensional de la mano para verificar la identidad única de un sujeto.

El lector biométrico de mano es relativamente pequeño, sencillo de utilizar y sin piezas en movimiento. Una cámara de rayos infrarrojos y un sistema óptico capturan el patrón en tres dimensiones de la mano. A partir de aquí, un microprocesador extrapola las características discriminantes.

Durante el proceso de “alta” de un nuevo usuario el equipo pide tres veces consecutivas el posicionamiento de la mano. Con estas tres medidas se forma una media la cual se archiva en la memoria (del lector si se está trabajando de forma off-line y del ordenador si estamos trabajando de forma on-line).

Para realizar un acceso el usuario tendrá que introducir un código personal (o bien pasar una tarjeta de banda magnética, de proximidad o chip por el lector anexo) y después colocar la mano para verificar su identidad.

AL LECTOR BIOMÉTRICO DE MANO no le afecta que las manos estén sucias, manchadas con grasa o mojadas. Tampoco interfieren en la lectura los anillos, la temperatura o la humedad.

Es el único sistema biométrico que en cada nuevo reconocimiento actualiza el perfil de la mano; es decir, que si una mano ha sufrido una pequeña alteración, como puede ser una hinchazón motivada por el calor o una cicatriz, el lector comprueba que se trata de la misma mano y actualiza el patrón que tiene archivado en memoria.

EL LECTOR BIOMÉTRICO DE MANO tiene la mejor tasa de seguridad, según test realizado por el Sandia National Laboratories. Tanto los tests realizados por empresas independientes como los efectuados por la empresa fabricante RECOGNITION SYSTEMS demuestran que la geometría tridimensional de la mano es una de las mejores opciones biométricas.

EL LECTOR BIOMÉTRICO DE MANO se destaca entre los sistemas biométricos como un líder claro por capacidad de almacenamiento de datos, por facilidad de integración, por velocidad y por costo. La velocidad de acceso es de aproximadamente de 15 usuarios/minuto, mientras que el tiempo del proceso de inscripción o de “alta” no precisa más de 60 segundos. Otro de los aspectos más importantes de este lector es que cada perfil de memoria sólo precisa de 9 bytes.

Este dispositivo se puede combinar con otros tipos de lectores: banda magnética, chip inteligente, código de barras y proximidad. También puede conectarse a una red o a un PC y utilizar software para archivar y controlar todos los datos de las transacciones y ser tratados posteriormente. La extrema fiabilidad y la gran facilidad de uso lo convierten en el equipo ideal para innumerables aplicaciones, como por ejemplo:

  • Acceso a zonas de seguridad
  • Control de presencias
  • Gestión Multifuncional de esclusas de seguridad
  • Acceso a los terminales para transacciones
  • Acceso y Gestión archivos automáticos
  • Gestión y coordinación de instalaciones de alarmas y anti-intrusión